CIVILIZACIÓN o BARBARIE

La forma en que se realiza un cambio de gobierno en el mundo políticamente civilizado

Por Paco Robles

Vamos a tomar como mundo civilizado a Alemania, país en el que ésta semana, se han desarrollado intensas negociaciones para resolver quién sucederá en el gobierno a la mujer más poderosa del mundo: Ángela Merkel.

Toda comparación, similitudes o diferencias  que el oyente/lector  encuentre o pretenda hacer con otras realidades políticas, forma parte de su propia imaginación y será considerada una ficción que no forma parte de éste análisis.

Sólo por una casualidad y sin ninguna pretensión de inducir a error, el título de ésta nota está tomado  del nombre del libro que escribió Sarmiento en 1845, mientras estaba exiliado en Chile, al que llamó: “Facundo o civilización y barbarie en las pampas argentinas”.

Qué está pasando en Alemania?

Ángela Merkel, después de cuatro períodos consecutivos de Gobierno que ejerce desde el año 2005 decidió retirarse de la política, pero la coalición que la llevó al gobierno, perdió las últimas elecciones legislativas realizadas el pasado 26 de setiembre.

Existen cinco grandes fuerzas políticas que tienen representación parlamentaria en Alemania.

Desde 1949, el sistema de partidos  ha estado dominado por la Unión Demócrata Cristiana (CDU) que  en coalición con el Partido Socialcristiano y regionalista de Baviera (CSU) llevó al gobierno Angela Merkel en el 2005, como antes lo hizo con Konrad Adenauer (1949-1963), Ludwig Erhard (1963-1966), Kurt Georg Kiesinger (1966-1969), Helmut Kohl (1982-1998) En estas elecciones el CDU de Merkel salió segundo perdiendo 49 bancas.

El otro partido de larga tradición es el Partido Socialdemócrata de Alemania (SPD) que fue el gran ganador de  las elecciones de setiembre sumando 53 escaños. El SPD desde el siglo 19 es la mayor fuerza alemana de centro-izquierda y puso en el gobierno a los cancilleres Willy Brandt (1969-1974), Helmut Schmidt (1974-1982) y Gerhard Schröder (1998-2005).

Hay otros partidos más pequeños,  como el Partido Alianza 90/Los Verdes que  representa el ecologismo, el pacifismo y el feminismo y que sumó ahora 51 parlamentarios  y el Partido Democrático Libre, que abarcara todo el movimiento liberal alemán y que obtuvo el cuarto lugar sumando 12 bancas.

Acuerdo para el reemplazo

En ésta segunda semana de Octubre las negociaciones para formar nuevo gobierno fueron intensas y concluyeron con un acuerdo del tradicional Partido Socialdemócrata (SPD)  con los pequeños partidos de Los Verdes y  Democrático Libre, para designar a Olaf Scholz  del SPD como  Canciller antes de fin de año, convirtiendo al partido de Merkel en  bancada de la oposición después de 16 años de ejercicio continuado en el poder.

Los tres partidos que ahora forman la Alianza tienen programas de gobierno diferentes, pero avanzan en sus negociaciones para alcanzar políticas de estado que suponen una continuidad de la gestión Merkel: 1) No subirán impuestos; 2) Se respetarán los límites de endeudamiento público y 3) Se adelantará el fin del carbón en Alemania profundizando las políticas de Merkel de reemplazo de la energía nuclear y del carbón por energías renovables.

La reacción de Ángela Merkel

¿Qué dijo Ángela Merkel sobre el acuerdo alcanzado por quienes salieron  en el primero, tercero y cuarto lugar de las elecciones, propinándole un duro revés a su partido que salió segundo? 

El pasado viernes 15, desde Bélgica,  donde se encuentra en viaje oficial,  contrariamente a lo que podría ocurrir en otras latitudes, dió el visto bueno al probable futuro gobierno de los opositores socialdemócratas, verdes y liberales.  El próximo ejecutivo,  dijo: “será pro-europeo y sabe lo que Europa significa para la paz y la libertad”. El acuerdo alcanzado, agregó,  “Es un mensaje importante para los otros Estados miembros de la Unión Europea”.

El retiro “para descansar y leer”

Angela Merkel se retira con un índice de aceptación del 70%. Durante sus 16 años de gobierno nunca bajó del 50%. El la líder política más valorada por los alemanes. No registra procesos judiciales en país donde el Poder Judicial es realmente independiente.                                                             

En una conferencia de prensa un periodista le dijo: “Notamos que su traje se repite, ¿no tiene otro?”. Merkel respondió: “Soy una empleada del gobierno y no una modelo”.

Vive con su marido, también químico, Joachim Sauer, en el mismo apartamento en que vivía cuando asumió y, aunque ella todos los días le prepara el desayuno, se dividen las tareas del hogar. “Mi esposo es quien se encarga del lavarropas” dijo cuando le consultaron sobre el uso de las nuevas tecnologías. No es noticia en Alemania encontrar a Merkel en algún supermercado haciendo compras.

De la civilización y la barbarie

En 2020 el Presidente Alberto Fernández viajó a Alemania y compartió una cena con la Canciller alemana. De manera sorpresiva Merkel le preguntó a Fernández: “Que es el peronismo? porque no lo  entiendo”.  El presidente argentino contestó: “ se trata del espacio político que mejor administra la economía y el país”.

Volviendo al título de esta nota.  Sarmiento, en su libro “Facundo o civilización y barbarie en las pampas argentinas” explora la contradicción entre la civilización y la barbarie. Para el periodista y político argentino la civilización era Europa, Norteamérica, de donde trajo las primeras maestras formadoras de docentes argentinos, las ciudades, los unitarios, el General Paz y Rivadavia. Mientras que la barbarie era América Latina, España, Asia, Oriente Medio, el campo, los federales, Facundo Quiroga y Rosas, que ejercían un poder mesiánico con fuerte influencia popular.

Aquel libro de 1845, dio origen a una polémica en La Argentina marcando las profundas contradicciones que comenzaron en nuestro territorio en la época colonial y que parecen perpetuarse hasta nuestros días.

Deja un comentario