Río Ceballos. Padres de la escuela especial Juana Manso se niegan al traslado de sus hijos.

Los padres de la escuela especial Juana Manso de se niegan al traslado de sus hijos a una escuela primaria mientras culmina la construcción del nuevo edificio.

Debido a la venta de la vivienda donde funciona actualmente el establecimiento educativo en la calle Virgen de Hitatí al 74, el municipio comunicó a los padres que sus hijos continuarán las clases en la nueva escuela primaria de barrio Loza.

La medida se implementará a partir del próximo miércoles 1º de junio, mientras que los días lunes y martes de la semana que viene no habrá clases.

Debido a los cuidados especiales que requieren los niños con discapacidades diferentes los padres sostienen que ubicar a los chicos en otro establecimiento será perjudicial para ellos.

Audio: Julián Zamora – Padre de un alumno

Julián Zamora, papá de uno de los alumnos de los 27 niños que concurren, contó que el asesor letrado de la municipalidad, el doctor Sosa, les comunicó esta semana la necesidad del traslado de los niños.

Zamora manifestó que hay varios niños con autismo, síndrome de down y otras problemáticas que requieren una adaptación y una contención especial.

El año pasado, la posibilidad de la venta de la propiedad llevó al municipio a gestionar ante la provincia una nueva estructura, que comenzó a levantarse a comienzos de año.

La construcción comenzó en enero de este año, y a las obras le restan dos meses de ejecución, pero la propiedad fue vendida y no se les renovará el contrato de alquiler.

Como solución provisoria se les ofreció ocupar tres aulas que hay en la nueva escuela pública de barrio Loza, a una cuadra de donde se construye el nuevo edificio de la Juana Manso.

Tras la queja de los padres, el municipio estaría evaluando otras alternativas, aunque hasta el momento no hubo ningún comunicado oficial al respecto.

Deja un comentario